25 de enero de 2013

'El canto de la sirena', de Margaret Atwood


EL CANTO DE LA SIRENA

Esta es la única canción que todos
querrían aprender: la canción
irresistible:

la canción que obliga a los hombres
a saltar por la borda en escuadrones
incluso viendo los cráneos en la arena

la canción que nadie conoce
porque cualquiera que la ha oído
está muerto, y los otros no pueden recordarla.

¿Debería contarte el secreto
y si lo hago, me ayudarás
a quitarme este disfraz de pájaro?

No disfruto nada aquí
acuclillada en esta isla
luciendo muy mítica y pintoresca

con estas dos locas emplumadas,
no disfruto cantando
este terceto, funesto y valiosísimo.

Voy a contarte el secreto a ti,
a ti, solamente a ti.
Acércate. Esta canción

es una llamada de auxilio: ¡Ayúdame!
Solo tú, solamente tú serás capaz,
eres único

por fin. Desgraciadamente
es una canción muy aburrida
pero siempre funciona.

(Margaret Atwood, Selected Poems, 1965-1975)

(Traducción de Andrés Catalán)
(El original, aquí)



1 comentario:

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.